Ocean Action Hub

A principios del siglo XIX Sudamérica era el centro de una corriente que movilizaba a muchas  personas con ideales de libertad, integración e independencia. Este flujo de nuevas ideas atrajo la atención de políticos, militares y pensadores. Desde Prusia, un naturalista llamado Alexander Von Humboldt vio la oportunidad de emprender un periplo para tratar de entender la geografía de esta parte del orbe. Tan trascendental fue ese viaje, que para el libertador Simón Bolívar, Humboldt se convirtió en "el descubridor científico del Nuevo Mundo, cuyo estudio ha dado a América algo mejor que todos los conquistadores juntos".

El producto más notable de esas investigaciones es un descubrimiento que hoy lleva su nombre. Se trata de la corriente oceánica que hace surgir aguas frías desde las profundidades y las transporta a lo largo de la costa occidental hasta casi llegar a la zona ecuatorial. Esta corriente marina, que forma parte del giro oceánico que caracteriza al Pacífico sur, permite un gran flujo de nutrientes, que alimenta a uno de los ecosistemas marinos más ricos y biodiversos del planeta.

Se trata del Gran Ecosistema Marino de la Corriente de Humboldt (GEMCH), que tiene una importancia crucial para el mundo: no solo está considerada como una de las 200 ecorregiones de conservación más valiosas del planeta, sino que gracias a su enorme riqueza, sostiene el 20% de la producción mundial de pesca de captura.

Más de 200 años después de que el explorador descubriera la mecánica fundamental que hace funcionar a este ecosistema, los países por donde transcurre este sistema de corrientes se han puesto de acuerdo y han elaborado una estrategia para proteger y aprovechar de manera sostenible sus recursos marinos vivos compartidos.

Dos fases para una misma estrategia

Entre 2011 y 2016 se llevó a cabo un conjunto coordinado de acciones a cargo de los gobiernos de Perú y Chile. Esa fase inicial fue ejecutada como el Proyecto “Hacia un Manejo con Enfoque Ecosistémico del Gran Ecosistema Marino de la Corriente de Humboldt”, coloquialmente llamado Humboldt 1, el cual permitió entre otras acciones el desarrollo de un Análisis Diagnóstico Ecosistémico Transzonal (ADET) y un Programa de Acción Estratégica (PAE) con financiamiento del GEF (Fondo Mundial Ambiental), implementado por el PNUD (Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo) y que contó con la participación de numerosas organizaciones públicas y privadas de ambos países.

“El propósito de esa fase inicial fue la de generar los estudios de base para posicionar el concepto de Manejo con Enfoque Ecosistémico del GEMCH bajo un marco coordinado de mejora de la gobernanza para el uso sostenible de los recursos marinos. Por ‘manejo con enfoque ecosistémico’ se entiende el considerar el mayor número de componentes posibles que son afectados por las actividades económicas: pesca, turismo, industria, transporte, ciudades”, explica Mariano Gutiérrez, anteriormente Oficial Técnico del Proyecto GEMCH.

Por ello, en esta fase se buscó alcanzar cuatro grandes resultados.

En primero fue lograr instrumentos de planificación en la política del manejo ecosistémico, acordados a nivel nacional. Se determinó cuáles eran los principales problemas e impactos que generan todas las actividades económicas que se realizan en Perú y Chile. Luego se identificaron los lineamientos que ambos países deberían abordar para solucionar o mitigar estos problemas; para después acordar los criterios de medición y, por último, difundirlos entre los tomadores de decisiones en esos campos.

El segundo buscó fortalecer las capacidades institucionales para la implementación y el manejo ecosistémico. Así, se establecieron los sistemas de planificación, monitoreo y evaluación; se crearon mecanismos de gobernanza del mercado desarrollado para el manejo sostenible; y se realizaron programas de capacitación institucional y para actores clave.

El tercero estaba relacionado con la implementación de Áreas Marinas Protegidas (AMP) prioritarias y herramientas del manejo pesquero. En ese sentido, Chile aprobó estrategias y normas para la protección de AMP, en montes y cañones submarinos. En Perú se aprobó el Plan Maestro para la Reserva Nacional del Sistema de Islas e Islotes y Punta Guaneras, incluyendo la estrategia financiera para su sostenimiento.

Finalmente, el cuarto resultado buscó la implementación de AMP piloto. En el caso de nuestro país es la Isla Lobos de Tierra, en la zona de influencia de Sechura, en Lambayeque; las Islas Ballestas, cuya zona de influencia son las Islas Paracas; y la Punta San Juan de Marcona, en el sur de la región Ica. En el caso de Chile dos montes submarinos están ya bajo condición de protección. En ese país ahora alrededor del 12% de su área marina se encuentra protegida.

Una corriente sin límites

La fase siguiente al Proyecto desarrollado entre 2011 y 2016 tiene implicancias muy positivas, ya que es la primera acción conjunta por parte de Chile y Perú para proteger sus recursos y poner en marcha la “Catalización de la Implementación de un Programa de Acción Estratégico para la Gestión Sostenible de los recursos Marinos Vivos Compartidos en el sistema de la Corriente de Humboldt”, como oficialmente se llamará a este nuevo Proyecto que también será implementado por el PNUD.

Este PAE gira en torno a cinco ejes estratégicos: recuperar y mantener los niveles óptimos poblacionales de aquellas especies que se identifican como prioritarias, mejorar la calidad del ecosistema marino y costero mediante una gestión integrada, recuperar y mantener el hábitat y la biodiversidad de los sistemas marinos y costeros, diversificar y agregar valor —con personas organizadas e integradas— dentro y fuera del sector pesquero, y contribuir a la seguridad alimentaria (tanto en términos de calidad, como de suministro).

Antes de emprender su periplo científico, Alexander Von Humboldt escribió a un amigo suyo que averiguaría “cómo las fuerzas de la naturaleza actúan unas sobre otras, y de qué manera el entorno geográfico ejerce su influencia sobre los animales y las plantas. En resumen, debo aprender acerca de la armonía en la naturaleza”. Casi dos siglos después, por fin entendemos que esta armonía debe ser protegida. Poco a poco, lo estamos consiguiendo.

0
No votes yet
Publication date: 
06/06/2017
Publication Organisation: 
UNDP Peru
Thematic Area: 
The Blue Economy
Country/ies: 
Peru
Approved